Menú

Saramar, con ganas y pendiente de madurar

“El Restaurante Cofradia Saramar sigue apostando por mantener lo tradicional a la vez que fusiona los manjares del mar, con un toquito personal, al alcance de todos los bolsillos”. Se presentan así y no hay duda de que quieren lograrlo. “La calidad y el buen servicio no tienen por qué ser caros”, aseguran. Y no les falta razón.

Esta es una aventura cuya base es José Ulises González, el nieto de Sara González, la del Kiosco Sara de la playa Las Teresitas (Santa Cruz de Tenerife), el primero.  Pero esta tercera generación miró más hacia el otro lado de la ciudad y se aventura con un restaurante en plena avenida Tres de Mayo. Un local con terraza pero amplio y muy cómodo en su interior en el que lo que desconcierta un poco es la presencia algo desagradable de algún que otro insecto volador de los denominados “cojoneros” haciendo fielmente su trabajo. Un detalle a pulir.

Saramar vende un producto del mar fresco en un espacio de primera. Es una propuesta interesante en pleno Santa Cruz de Tenerife. Nacido a mediados de 2017, estamos ante un establecimiento llamado a crecer con rapidez por emplazamiento (frente al Intercambiador y El Corte Inglés), por carta, por atendimiento, ambiente y producto. Pero precisa una pizca más de concentración.

Nuestra comanda comenzó con unos calamares a la andaluza. Este plato, de dificultad media, depende esencialmente de la técnica de la fritura. Cierto que parece sencillo freír unas anillas de este molusco rebozado pero que además de que resulte crujiente por fuera y tierno por dentro, no haya rastro de aceite. Eso requiere conocimiento de la materia y destreza al fogón. En este caso, empezamos bien. Solo un pero: servido un pelín bajo de calor.

Croquetas de pescado. Vamos, que no optamos por filigranas para evaluar, sino por lo común y más de casa. Ciertamente, este es un plato con trampa porque encontrar una buena croqueta en un restaurante no es lo usual. Los hay que se están superando y que se esfuerzan y lo consiguen. En el caso del restaurante Saramar no se puede negar que dominan la cocina del día a día. Lo que manda es el pescado (el del día), no la bechamel. Cremosas y consistentes al diente, cada bocado invita a seguir.

Bacalao a Bras. Aquí rompimos la línea. Esta recta de la cocina tradicional de la Semana Santa portuguesa no es lo de Saramar. Pensada para aprovechar los “retales” de la cocina, son unas migas como eje del plato en el que la cebolleta juega un papel importante, unas papas y los huevos como nexo, además de aceitunas, sal y perejil. Estos dos últimos elementos tienen un rol equilibrante y potenciador que no encontramos en esta oferta. Aún así, no suspende.

Cazuela de pescado con marisco, sopa de pescado, arroz caldoso y otras especialidades, pescado a la plancha, camarones, calamares, choquitos, pulpo, lapas, chopitos, gambas…Y propuestas fuera de carta que van más allá del producto marino. Saramar también oferta platos con la carne como protagonista.

El postre, de la casa, satisface paladares. El café, otro punto que marca la calidad de un lugar de comida, aquí cumple.

Restaurante Cofradía Saramar es una apuesta pendiente de madurar.

La ficha

Restaurante SARAMAR Cofradía Cabo Llanos

  • Avenida 3 de Mayo, 10
  • Santa Cruz de Tenerife
  • Tel.: 696 469 678

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dieciocho − 16 =

Suscríbete